Los archivos son para el verano

Comencé a escribir esta entrada hace un par de semanas en la sala de consulta, compartida con el Archivo General de Andalucía, del Archivo Histórico Provincial de Sevilla, mientras esperaba a que el auxiliar de archivo me sirviese varios protocolos notariales que había solicitado momentos antes. Continué redactándola, en las mismas circunstancias, en el Archivo de la Real de la Chancillería de Granada el 8 de agosto y en el Archivo Histórico Provincial de Cádiz el viernes pasado, 16 de agosto. Y la concluyo hoy lunes mientras pienso que, para un historiador, no hay mejor verano que el que se pasa en los archivos.

En las últimas tres semanas he visitado estos tres archivos estatales de gestión autonómica pero antes había consultado los fondos de los archivos diocesanos de Sevilla y Jerez de la Frontera; los parroquiales de Ayamonte, el municipal de Chipiona o el archivo histórico de la Universidad de Sevilla.

Un servidor en el Archivo de la Real Chancillería de Granada, 16 de agosto de 2013.

Un servidor en el Archivo de la Real Chancillería de Granada, 16 de agosto de 2013.

Los archivos, en verano, no sólo son centros de investigación, también son lugares de encuentro. En mi caso, suelen ser lugares de encuentro con buenos amigos, profesores de historia de instituto y universidad que, una vez terminadas las clases, dedican su tiempo a la investigación histórica en archivos y bibliotecas. De hecho, si tengo que consultar algún archivo fuera de Sevilla suelo avisar a estos buenos amigos, que siempre tienen frentes abiertos en todas partes, para saber si quieren y pueden acompañarme y, llegado el caso, echarme una mano.

Por esto mismo, el verano también es tiempo de tertulias. Tertulias, de historia y genealogía, que suelen darse a la hora del desayuno, durante una breve pausa entre legajos, si los amigos investigadores se encuentran espontáneamente en cualquier archivo sevillano, pero que pueden trasladarse a primerísima hora de la mañana, generalmente antes del amanecer, si estos amigos investigadores coinciden en un mismo coche camino de Granada como el pasado 16 de agosto o, como el verano pasado, camino de los archivos provinciales de Jaén y de Córdoba. Mientras unos duermen, otros conversamos. Más tarde, a mediodía, se retoma la conservación durante la comida y se comentan en la sobremesa los avances realizados.

Hoy concluyo este texto que comencé a esbozar hace once días. Hace más de cuatro meses que inicié este blog con una entrada en la que prometía presentar aquellos archivos que he consultado a lo largo de años de investigación y aquel 8 de agosto me levanté con el firme propósito de publicar nuevas entradas con una frecuencia mayor a la de un cuatrimestre.

Y todo para decir que, finalmente, he decidido cambiar la estructura de entradas que tenía ideada en mi cabeza para presentar, en tiempo real y en la medida de lo posible, los archivos que vaya consultando de ahora en adelante y, al mismo tiempo, “tirar de archivo”, y nunca mejor dicho. Creo que será más operativo para mí y, seguramente, más útil para los lectores de este blog.



Anuncios

6 pensamientos en “Los archivos son para el verano

  1. Soy un asiduo lector de tu bloc, por tanto me sirve para aprender cosas que de otra forma me seria difícil. Es una información valiosa para los que somos aficionados a investigar nuestra genealogía familiar. Gracias por contarnos esas experiencias de los registros visitados.

    • Gracias, Álvaro, comentarios (públicos) como los tuyos son los que me animan a seguir escribiendo. También los que recibo en privado de muchos amigos y seguidores, que nadie se sienta ofendido, pero hay mucha gente a la que le da cierto pudor comentar en una página como ésta… Dentro de poco vuelvo a León y Asturias. Si necesitas algo, ya sabes. Un saludo y gracias de nuevo por tu comentario.

  2. Pingback: Archivos que he consultado. #225 Archivo Municipal de Chipiona | Hidalgo & Suárez - Estudio de Historia y Genealogía

  3. Sigo el blog con mucho interés, me encanta su familiariedad sin barreras ni barroquismos a los sentimientos y sensaciones del momento, y aunque lejos de tu área de trabajo, espero coincidamos algún dia en algún archivo cuando bajo al Sur de mis orígenes, saludarte y charlar un rato.

    • Gracias, Juan, espero que nos podamos conocer personalmente en un archivo… ya sea por aquí abajo o en Barcelona. Sacaremos un rato para charlar de todos estos temas. Seguro que muchos de los que seguís el blog e investigais vuestras genealogías y consultáis archivos, podríais escribir muchísimas cosas parecidas… y mucho mejor que yo 😉 Por eso mismo creo que gusta. Espero poder seguir escribiendo pero no puedo estar en misa y repicando. ¡Un saludo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s